Al acecho de formas que acomoden mi entendimiento.

jueves, 16 de julio de 2009

To be or not te ví

¿Y si fuera cierto que nada es lo que parece ser?
Si el sol no fuese amarillo aún así seguiría bronceándote.
Si la luna se tornara violeta igual seguirías regalándole tus sueños.
Nada es lo que parece ser, pero todo lo es.
Y nosotros estamos. Y somos, y alguna vez ya no.
Y entonces todo lo que parecimos ser se transformará en recuerdos.
Recuerdos que devendrán en emociones, en lágrimas, en sonrisas.
Si tan solo quitásemos un poco de nuestra subjetividad frente a la vida, veríamos que tenemos todo. Que nada nos falta; que siempre habrá alguien que esté dispuesto a amarnos; y que el sol no sólo
broncea, también puede transformarnos en cenizas.
Ya fuimos polvo. Ya nada puede asustarnos.
Ser o no ser, esa no es la cuestión.

Cazadores furtivos